HISTORIA

Nuestra historia comienza en 2003, cuando, el fundador de E’el, preocupado por mejorar la alimentación de sus pequeños hijos, decide formar una empresa familiar comprometida a producir y promover productos naturales y de calidad alejándose de la producción convencional.

Siendo el huevo una proteína completa y de la canasta básica, en 2004 inicia poniendo una pequeña granja de huevo orgánico con 500 gallinas, cumpliendo con los mayores estándares de calidad y certificando su producto, dejando a un lado las formas tecnificadas e inhumanas de producción y dando empleo a una cooperativa de alrededor de 20 mujeres madres de familia, en un poblado pequeño del Estado de Morelos, México.

Comenzó vendiendo y entregando huevo a domicilio entre su familiares, amigos y conocidos y en algunas tiendas pequeñas dedicadas a la venta de productos orgánicos. Al paso de los años se volvió en el único comercializador de huevo orgánico CERTIFICADO en México.

Ante la sensibilización que existe en el mundo y en México de cuidar nuestra salud y consumir comida natural, la demanda de huevo orgánico E’el crece y logramos entrar al mercado de las principales cadenas de autoservicio y algunos hoteles y restaurantes, cumpliendo así el sueño de poner al alcance de las familias mexicana huevo natural, saludable y de calidad.

En el año 2013 trabajamos de la mano con una asociación civil para formar con éxito la primer Granja Social, en una comunidad en extrema pobreza en el Estado de México, cuyos propietarios y operadores son familias de la propia comunidad, en su mayoría mujeres, granja que hoy beneficia a mas de 130 personas de manera directa.

Con 12 años de presencia en el mercado, E’el logra el liderazgo de huevo orgánico en México llevando salud y nutrición a las cocinas mexicanas y ayudando, al mismo tiempo, a generar oportunidades de ingreso para aquellos menos afortunados